La Responsabilidad Social Corporativa (RSC) refleja una nueva dimensión de la empresa preocupada en su sostenibilidad y no tanto en el corto plazo. Una triple visión -económica, social y medioambiental- que prima el desarrollo sostenible.

sábado, 29 de marzo de 2014

Si un abrazo puede cambiar una vida, 1 millón de abrazos pueden cambiar el mundo

Nestlé Alimentos Infantiles y Cruz Roja Española han presentado conjuntamente un proyecto solidario denominado “Un Millón de Abrazos”.
El movimiento, creado por Papillas Nestlé a nivel internacional, busca conseguir un millón de abrazos virtuales en todo el mundo.

El acto ha contado con la presencia de
Fabrice Cavallin, Director de Nutrición Infantil Nestlé
José Javier Sánchez, Subdirector del Departamento de Intervención Social de Cruz Roja Española
Dr. Moreno Villares, Coordindor del Comité de Nutrición de la Asociación Española de Pediatría
y de Margarita Vargas, madrina del proyecto.

La malnutrición en España es una realidad.
De hecho, el número de familias que tienen dificultades para atender adecuadamente la alimentación de sus hijos se incrementa cada día.
Conscientes de esta situación, desde Nestlé se ha trabajado, junto a Cruz Roja, para desarrollar este proyecto de carácter social.
Un Millón de Abrazos es un propósito solidario que nace por iniciativa de Papillas Nestlé a nivel internacional con el que se busca conseguir un millón de abrazos virtuales en todo el mundo.

En España, Nestlé Alimentos Infantiles se ha unido al proyecto global y se ha propuesto el reto de conseguir 50.000 abrazos a través de una aplicación desarrollada para redes sociales (https://www.facebook.com/nestlebebe/app_255857224547062), mediante la cual, los padres podrán colaborar en la iniciativa haciendo un sencillo click en la página.
Además subiendo fotos abrazando a sus bebés, se puede compartir la imagen con su lista de amigos, para ayudar a difundir la iniciativa.
Cuando el contador de abrazos sume 50.000, se donarán a Cruz Roja Española un total de 100.000 raciones de Papillas Nestlé. Es decir, por cada abrazo que se comparta, se donarán dos raciones de papillas a la organización humanitaria.


“Un abrazo es un simple gesto capaz de unir a dos personas para siempre. Hay abrazos inolvidables, como la primera vez que una madre sostiene a su bebé. Por ello, si un abrazo puede cambiar una vida, estamos convencidos de que Un Millón de Abrazos pueden ayudar a cambiar el mundo”, ha señalado Fabrice Cavallin durante su intervención. El principal objetivo de la iniciativa es “animar a los ciudadanos a impulsar su solidaridad, formando parte de la acción a través de un gesto tan cotidiano como compartir un abrazo con sus hijos”, añadió Cavallin.

Una vez alcanzados los 50.000 abrazos, Cruz Roja Española será la encargada de distribuir las 100.000 raciones de Papillas a familias con bebés que se encuentren en situación de carencia alimentaria.
Para José Javier Sánchez, Subdirector del Departamento de Intervención Social de Cruz Roja Española, “es muy importante concienciar a la sociedad de la relevancia de estas contribuciones, para asegurarnos que todos los bebés tengan unos primeros años de vida con una alimentación sana y completa.
En España está aumentando el número de niños que sufren malnutrición, y desde Cruz Roja Española luchamos para ayudar a esas familias que no pueden dotar a sus hijos de una alimentación equilibrada todos los días”.

Por su parte, Margarita Vargas, la madrina del proyecto en España, que ha apoyado la acción desinteresadamente desde sus inicios, ha apelado por la participación de todos para conseguir este reto, ya que “los abrazos virtuales van a convertirse en ayuda real para muchos niños que, por diversas razones, necesitan nuestro apoyo para obtener un comienzo de vida más saludable”

El Dr. Moreno Villares, Coordindor del Comité de Nutrición de la AEP, ha insistido en la importancia de los cereales en la alimentación infantil. “Los cereales son la fuente más importante de carbohidratos en la vida de los bebes, tienen un excelente valor nutritivo y además constituyen el inicio de la alimentación complementaria. Su consumo es la base para afrontar una vida adulta sana”.

Nestlé Alimentos Infantiles lleva acompañando a las mamás y a sus bebés durante más de 145 años.
El programa “Nestlé Empieza Bien Crece Sano” pone nombre a ese compromiso que pretende ayudar a proporcionar a los niños una alimentación correcta y equilibrada durante sus primeras etapas de vida, que les ayude a tener un impacto positivo en su salud futura.
Lo cual se relaciona directamente con el concepto de los primeros 1.000 días de vida de un bebé, que son clave para su desarrollo futuro.
Cuando se puede incidir en mejorar su salud a largo plazo, proporcionándole una alimentación correcta y equilibrada, que le ayude a prevenir enfermedades y a mejorar su futuro.

No hay comentarios: